lunes, 12 de febrero de 2018

Sabor a mi



Sabor a mi

Tengo cicatrices en mi corazón por un alocado amor, pero te extraño tanto cuando no estas a mi lado.
Aunque veo pasar el tiempo de tus hermosos recuerdos cada día me voy alimentando, deseando volver a tenerte nuevamente en mis brazos.
Tus labios color cereza me hacen perder la cabeza, cuando me miras y frunces el ceño se estremece mi corazón y todo mi cuerpo.

Aunque el tiempo es efímero
pero el verdadero amor es duradero,
y con el paso de los años
en la vejez se irá fortaleciendo.

Pasatiempos hay muchos
pero corazón enamorado nada más uno,
tanta vida yo te dí
que por fuerzas tienes ya
sabor a mí.

Pasaran más de mil años, muchos más
yo no sé si tenga amor la eternidad
pero allá, tal como aquí
en la boca llevaras
sabor a mí.


 Resultado de imagen de sabor a mi

viernes, 9 de febrero de 2018

Soñando con cuentos



Soñando con cuentos

Sabio considero al poeta que sepa utilizar sus letras para convertir en bellos poemas el sentir de sus palabras, que los sueños los transforme en realidad y sepa canjear hermosas risas por tristes penas.
Con su trabajo algo alocado pero imaginativo y al leer sus hermosos e instructivos escritos haga que se abran nuestros ojos a este mundillo literario y creativo.
Haciéndonos salir de esta rutina que nos llena de tedio día tras día y llenándonos de energía positiva veamos lo hermosa que es la vida.
Inventando cuentos y leyendas como aquellas que nos contaban nuestras abuelas, como aquella en que una ranita despertaba con un beso a una hechizada princesa.
O aquellos de: Los tres cerditos, Blancanieves y los siete enanitos, El flautista de Hammelin, Garbancito, Pinocho, La cigarra y la hormiga, El patito feo, La liebre y la tortuga, Pedro y el lobo, Caperucita Roja, El gato con bota, Cenicienta..etc.etc…y tantas y tantas otras.

Seguiré soñando con cuentos
escribiendo unas veces en prosa y otras en verso
que para mi es un gran divertimento
intentando dar por finalizado este sueño.



 Resultado de imagen de imagino cuentos infantiles

martes, 6 de febrero de 2018

Melancólico alimento



Melancólico alimento


Para mí la poesía es un melancólico alimento para el corazón enamorado que llevo dentro.
Aún espero hacer el mejor poema de mi vida, como dice Sabina tendría que tener una intensidad irresistible, una gota de dolor, una gota de rabia y unas cuantas gotas de poesía.
Con tal de no pasar por el aro mis letras siguen siendo contestatarias, a mis sesenta y tantos años mis versos siguen siendo incendiarios.
Quisiera que esta llama siga encendida el resto de los días de mi vida y que unas veces en verso y otras en prosa, lo importante es seguir componiendo cosas, de todas estas ideas alocadas que fluyen por mi cabeza y que nunca parar quisiera, de que estoy y sigo vivo es una señal inequívoca.
Abre los ojos y despierta, que no hay mal que por bien no venga dice un dicho de mi tierra, vive el presente disfrutando de todo lo de tu alrededor sin olvidarte de los ausentes.

Que todo pasa y nada queda tan pronto y tan deprisa, que los sueños como una vana ilusión o quimera marcharon y ya no esperan.

A veces busco en las bibliotecas
la fuente de inspiración para escribir mi mejor poema,
siendo la poesía un melancólico alimento
para los que vivimos de un amor sincero.

 Imagen relacionada

Translate